Una vez más hemos presenciado de primera mano, una sesión parlamentaria en donde el tema de Delphi se ha tratado de una manera vergonzosa por parte de los partidos políticos mayoritariamente.

La gran parte de la sesión parlamentaria, hemos visto la poca por no decir nula responsabilidad de los parlamentarios, en no  estar presente la mayoría de ellos, en  los temas a tratar en el Orden del día. Se llevan la mayoría del tiempo pendiente del móvil, o del ordenador o del periódico, sin escuchar o atender a lo que allí  se está hablando y exponiendo.

Eso sí cuando tienen que votar  sobre cualquier asunto, propuesto en el Orden del Día de la sesión,  nos sorprende que acuden la mayoría de los Diputados  a las votaciones, (sea cual sea la hora de la votación). Será porque en dicha votación justifica su día de Gran trabajo, sus Dietas o sus Desplazamiento.

En la presentación de la Proposición no de Ley de Izquierda Unida por parte de Ignacio García sobre el tema de Delphi, la sala estaba prácticamente vacía de parlamentarios  y en donde Ignacio expuso de una manera contundente y realista la situación del colectivo.

 La propuesta era  concreta en sus tres puntos  a votar y que consistía en:

  1. Reindustrialización de la Bahía de Cádiz
  2. Formación hasta la recolocación del colectivo de Delphi
  3. Adquisición de los terrenos por parte de la Junta de Andalucía

 Pues bien los dos partidos mayoritarios se  enzarzaron  la mayoría del tiempo que le correspondían para exponer la iniciativa, en descalificaciones entre uno y otro en referencia a  la economía nacional y en los cinco millones de desempleados, obviando de manera maliciosa el punto  a votar.

Podemos entender, que no compartir, el posicionamiento del Partido Popular sobre la iniciativa de Izquierda Unida sobre los puntos a votar ya que son candidatos a presidir la Junta de Andalucía en las próximas elecciones autonómicas y no quieren comprometerse con el colectivo.

Pero la postura del PSOE andaluz es lamentable y mezquina después de que el Vicepresidente tercero del Gobierno de España, Don Manuel Chaves (del PSOE), conjuntamente con el PSOE gaditano y los  viceconsejeros de Empleo e Innovación de la Junta de Andalucía  presentes en la Comisión de Seguimiento de los Asuntos de Delphi   coincidieron en estudiar  conjuntamente la adquisición de los terrenos de Delphi para la reindustrialización de la Bahía de Cádiz.

Pero más grave es el voto del socialista gaditano Luis Pizarro, parlamentario por Cádiz en donde en la precampaña electoral, se comprometió conjuntamente con su amigo Chaves con el colectivo de Delphi en el estudio y en la necesidad de la adquisición de los terrenos de Delphi, no solo para el colectivo sino para la Bahía de Cádiz. En la votación pulso la tecla del NO por defender su poltrona para las próximas  elecciones autonómicas y así poder  seguir manteniendo su estatus económico y social de privilegios que tienen todos los políticos.

Lo mismo decimos de los parlamentarios gaditanos de los partidos mayoritarios por no luchar por su tierra y sí de seguir la consigna de sus partidos en detrimentos de la provincia de Cádiz y de la defensa de sus intereses. Lamentable

Anuncios