ZF02YDB1--647x231

 

Antonio Sanz, presidente del PP en la provincia, afirma que el PSOE «está jugando con el pan de numerosas familias y los ha dejado tirados»

El presidente del PP de Cádiz, Antonio Sanz, afirmó ayer que lo acontecido con la plantilla de Delphi «es la fotografía de un gran engaño del PSOE a los trabajadores», al tiempo que lamentó la «gran traición de Izquierda Unida a los exempleados de Delphi, porque antes de llegar al sillón de la Junta, IU defendía a los trabajadores».

En una entrevista concedida a Europa Press, Sanz afirmó que «los incumplimientos» de los compromisos que adquirió la Junta con los trabajadores de Delphi «son muy graves porque se está jugando con el pan de varias familias».

«Creo que el PSOE no tiene ningún interés en ayudarlos y, de hecho, los ha dejado tirados», enfatizó. «Hay que tener en cuenta que los trabajadores de Delphi tienen firmados por la Junta esos compromisos políticos; a esas personas se les prometió un empleo y el mantenimiento de la renta, y no se ha cumplido, por lo que estimo que es la historia de un gran engaño y de una gran utilización política de la situación», añadió Sanz.

Finalmente, el presidente del PP de Cádiz indicó que en el caso de los extrabajadores de Delphi «estamos ante uno de los más grandes incumplimientos de los socialistas, aunque ya no nos sorprende en absoluto porque llevan utilizando muchos años a los trabajadores de la provincia como un arma electoral».

La Voz

Anuncios