La Federación del Metal de UGT-A ha denunciado hoy, un día antes de que se cumpla el séptimo aniversario del anuncio del cierre de la factoría de Delphi en Puerto Real (Cádiz), la falta de planes de reconversión industrial alternativos similares a los que se pusieron en marcha en otros casos.

La federación sindical recuerda que el cierre de la planta de la multinacional Delphi Automotive Systems en Puerto Real, que dejó en la calle a casi 1.900 trabajadores directos y una comarca “castigada de nuevo por las escasas oportunidades de empleo”, fue “uno de los casos de deslocalización más importantes de la Bahía de Cádiz”.

El secretario general de Metal, Construcción y Afines (MCA), Federación de Industria, de UGT Andalucía, Manuel Jiménez ha lamentado en una nota que “después de siete años de lucha constante no hayamos sigo capaces de conseguir reindustrializar la Bahía”.

En ese sentido, ha acusado a la Junta de Andalucía de “falta de voluntad política para buscar un plan de reconversión industrial alternativo similar al de otros grandes cierres en este país, como los Altos Hornos del norte con una reconversión del acero y el naval”.

Ha recordado que “precisamente”, muchos de los trabajadores que tuvo Delphi “procedían del sector naval”.

El líder sindical ha acusado a la Junta de Andalucía de no tener interés en resolver este conflicto, que viven los 500 exoperarios de Delphi que “a día de hoy, han agotado todas sus prestaciones económicas” y siguen sin trabajo.

Manuel Jiménez ha recordado que el sindicato está dispuesto a reclamar en los tribunales el cumplimiento del protocolo del 4 julio del 2007, en el que la Junta de Andalucía se comprometió a buscar una salida laboral para todos los ex operarios de Delphi.

“Después de muchas reuniones e incluso propuestas por parte de los sindicatos, nos vemos en la obligación de requerir esa solución a través de los tribunales, porque por encima de todos los compromisos políticos, está el bienestar de estas familias que están viviendo situaciones dramáticas y sería un agravio comparativo respecto al resto de compañeros de fábrica que pudieron tener su salida laboral”, ha sostenido.

La reclamación ante los tribunales es el siguiente paso que se da, después de que hace precisamente un mes MCA-UGT Andalucía registrara en la Consejería de Empleo, Innovación, Ciencia y Empresa, el requerimiento previo a la demanda por conflicto colectivo que los sindicatos representados en Delphi prevén interponer a la Junta de Andalucía, por incumplimiento de los acuerdos del 4 de julio.

En el escrito, MCA-UGT Andalucía requiere a la Junta de Andalucía que se reconozca a estas personas su derecho al restablecimiento de las ayudas que dejaron de percibir desde el 1 de octubre de 2012 y propone una serie de medidas para compensar su situación económico-laboral.

Se trataría de nuevo sistema de prejubilaciones, el pago de una ayuda de 30.000 euros a los trabajadores interesados en acometer Proyectos Personales de Inserción (PPI) y el abono de una cantidad de dinero para los acogidos al Plan de Reinserción Laboral pendientes desde octubre del 2012 a diciembre del 2013.

El Secretario Ejecutivo de MCA-UGT Andalucía y antiguo trabajador de Delphi Antonio Montoro ha insistido en la reivindicación del sindicato de poner en venta los terrenos de la factoría, para que pasen a manos de la administración pública (de la Agencia Idea o el Consorcio de Las Aletas), con el objetivo de “ponerlos en valor” para que “sean un foco de atracción a futuros proyectos industriales en la Bahía”.

logo-efe

Anuncios