DHC2509143Desde las diez de la mañana y hasta las doce del mediodía de ayer jueves, unos doscientos extrabajadores de la factoría Delphi se concentraron en la Plaza de San Antonio, a las puertas de la sede provincial del PSOE en Cádiz.

Esta era la última de las cuatro concentraciones que este colectivo ha llevado a cabo durante el presente mes de septiembre tras haber acordado un calendario de movilizaciones encaminado a instar a la Junta de Andalucía a que ponga sobre la mesa una salida digna a un conflicto que se inició ya hace más de siete años, cuando la factoría cerraba sus puertas dejando en la calle a más de dos mil empleados, de los cuales 600 aún están pendientes de una solución.

Los ex de Delphi ya se habían concentrado ante la Delegación de la Junta de Andalucía, en un par de ocasiones, y ante el Ayuntamiento de la ciudad, en esa ocasión para pedir a la alcaldesa, Teófila Martínez, que medie por ellos en Madrid, dada su condición de diputada nacional por el Partido Popular.

Y la última de estas cuatro movilizaciones tenía lugar ayer frente a la sede del PSOE provincial, un lugar que evidentemente no fue elegido al azar. Y es que el colectivo de extrabajores de Delphi tiene claro que el PSOE no sólo gobierna en la Junta de Andalucía hoy, sino que también gobernaba en 2007 cuando cerró la factoría, y fue aquel Gobierno andaluz el que firmó con ellos un protocolo de actuación que aún está pendiente de cumplimiento. Este colectivo tiene claro que la solución al conflicto para por el PSOE, por eso le piden que “vuelva a la senda del diálogo”, mientras que a la Junta de Andalucía le piden que cumpla “lo acordado en su día”.

Fuentes del colectivo lamentaron ayer que “una vez más” se han encontrado con la puerta de la sede socialista “cerrada” y que “nadie” de la formación política se haya “dignado” a recibir a una representación, según han indicado a Europa Press.

Cifran en “alrededor de 200” las personas que han secundado esta movilización, que durante dos horas han gritado consignas en contra de la Junta de Andalucía, ya que “no ha cumplido los acuerdos suscritos en su día”.

Asimismo, criticaron la “insensibilidad” del Gobierno andaluz con un colectivo que se encuentra en una situación “precaria y desesperada” y que lleva “ocho meses de encierro” en el edificio de sindicatos de Cádiz.
Finalmente, han avanzado que el colectivo se reunirá en las próximas fechas para diseñar un nuevo calendario de movilizaciones.

En este sentido, Antonio Montoro, portavoz de UGT en el colectivo de Delphi, indicó a este medio en el transcurso de la protesta de ayer jueves que “la idea es seguir manifestándonos para mantener vivo el conflicto y logremos mantener una reunión con el PSOE”, por eso irán a Sevilla a mediados de octubre para protestar ante la sede del PSOE en esa ciudad.

“El PSOE es el primero que debe cumplir con el protocolo porque fueron ellos quienes lo firmaron”, indicó Montoro para añadir que “por supuesto que vendrán más manifestaciones”.

AInfo

 

Anuncios