delphi_SDCEl colectivo se muestra «esperanzado» en la reunión prevista entre los grupos del Parlamento andaluz

El colectivo de afectados por el cierre de Delphi cumple este viernes 600 días de encierro en el edificio de sindicatos de la capital gaditana para reclamar las soluciones que llevan esperando desde que la multinacional de automoción se marchara de la Bahía hace ocho años. Así, han convocado una concentración para visualizar su «resistencia y capacidad de lucha» y, en caso de que no haya avances en los próximos días, diseñarán un calendario de movilizaciones.

Según han explicado desde el colectivo en un comunicado, la concentración tendrá lugar a las 11,00 horas en la puerta del edificio de sindicatos y, posteriormente, celebrarán una asamblea para analizar la situación, las reuniones previstas en los próximos días y acordar movilizaciones «si no hubiera respuesta por parte de la Junta a lo largo del mes de septiembre».

En declaraciones a Europa Press, el portavoz de USO en este conflicto, Miguel Paramio, ha explicado que la portavoz de Podemos en el Parlamento andaluz, Teresa Rodríguez, les ha trasladado que «este miércoles se reunirán los grupos parlamentarios para analizar la situación de Delphi, Santa Motor y los astilleros de Huelva» para encontrar soluciones -en las que quieren implicar al Gobierno central- antes del 31 de octubre, tal y como se comprometieron a finales de julio.

Ha comentado Paramio que están «esperanzados» en que la reunión sirva para avanzar en la solución a estos conflictos laborales. En este sentido, ha recordado que están reclamando «una salida digna» que pasa por obtener un puesto de trabajo.

Por otro lado, también ha recordado que solicitaron por escrito una reunión a la presidenta de la Diputación, Irene García (PSOE), quien «se ha comprometido a recibirnos a finales de esta semana». Asimismo, indica que los sindicatos inmersos en este conflicto -CCOO, UGT, CGT y USO- también han reclamado una reunión a la administración concursal de Delphi para abordar «la situación de los terrenos y el derribo de las naves».

Ocho años de «abandono»

El colectivo de extrabajadores de Delphi, por su parte, significa en un comunicado que «no podían imaginar» al inicio del encierro que llegarían a los 600 días y que «la respuesta de la Junta sería ninguna», criticando en este punto su «hipocresía y falta de sensibilidad».

Los afectados se han felicitado por haber conseguido una ocupación tan larga en el tiempo, señalando que pueden sentirse «orgullosos» de permanecer «en la lucha por aquello que consideramos nuestro y de justicia».

Así, han llamado a la participación en la concentración de este viernes, en la que quieren hacer visible su «resistencia y capacidad de lucha» frente a la «absoluta falta de sensibilidad y honestidad de estos políticos que dicen representarnos a todos», han apostillado.

Lavoz

Anuncios